Conoce las conductas que se consideran violencia política contra las mujeres, aprobadas por la Cámara de Diputados

El 18 de marzo de 2020, la Cámara de Diputados aprobó por unanimidad el dictamen que reforma diversas leyes para identificar y sancionar las conductas que sean tipificadas como violencia política contra las mujeres.

La reforma reconoce a la violencia política contra las mujeres en razón de género como toda acción u omisión, incluida la intolerancia, basada en elementos de género y ejercida tanto en espacios públicos como privados, que tenga como resultado limitar, anular o menoscabar el ejercicio efectivo de los derechos políticos o electorales de una o varias mujeres.

¡Conoce las conductas que contempla esta reforma! Si eres víctima de alguna de ellas, cuentas con un marco legal que garantiza el cumplimiento cabal de tus derechos.

  • Incumplir las disposiciones jurídicas que reconocen el pleno ejercicio político de las mujeres.
  • Restringir el derecho al voto libre y secreto de las mujeres u obstaculizar su derecho a participar en organizaciones políticas y civiles.
  • Ocultar información u omitir convocatorias para el registro de candidaturas, o cualquier actividad que implique toma de decisiones en el ejercicio de sus funciones.
  • Proporcionar información falsa o incompleta a las mujeres que ocupan o aspiran a ocupar un cargo de elección popular, que impida el ejercicio de sus atribuciones o menoscabe sus derechos políticos.
  • Obstaculizar las campañas políticas de las mujeres.
  • Distribuir propaganda que descalifique a las mujeres basándose en estereotipos de género.
  • Difamar, calumniar, injuriar o realizar cualquier expresión que descalifique a las mujeres en el ejercicio de sus funciones políticas.
  • Divulgar información privada de una mujer, por cualquier medio, para desacreditarla o denigrarla con base en estereotipos de género.
  • Amenazar o intimidar a una o varias mujeres o a su familia para inducir su renuncia.
  • Impedir que las mujeres electas tomen protesta de sus cargos.
  • Restringir los derechos políticos de las mujeres con base en tradiciones o costumbres.
  • Imponerle a las mujeres actividades distintas a sus atribuciones, con base en estereotipos de género.
  • Discriminar a las mujeres en el ejercicio de sus derechos políticos por encontrarse embarazada.
  • Ejercer violencia sexual, simbólica, psicológica, económica o patrimonial contra una mujer en ejercicio de sus derechos políticos.
  • Limitar o negar arbitrariamente el uso de cualquier recurso o atribución inherente al cargo que ocupe una mujer, incluido el pago de salarios, dietas u otras prestaciones asociadas al ejercicio de su cargo.
  • Obligar a una mujer a suscribir o avalar decisiones contrarias a su voluntad.
  • Obstaculizar o impedir el acceso a la justicia de las mujeres para proteger sus derechos políticos.
  • Limitar o negar arbitrariaimente el uso de cualquier recurso o atribución inherente al cargo político que ocupa una mujer.
  • Imponer sanciones injustificadas o abusivas impidiendo o restringiendo el uso de tus derechos políticos.

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s