Seguridad social, nuestra mejor aliada

Autora: Yamile Moncada*

El ser madre no está peleado con ser empresaria, y las mujeres hemos demostrado que unidas logramos hacerle frente a todo; cuando se trata de aspectos personales, mucho más, logrando sumar entre nosotras con herramientas, información, acciones y bases sólidas que mejoren nuestras vidas como mujeres. Una de ellas es informar a nuestras amigas o trabajadoras acerca de su maternidad y cómo obtener grandes beneficios dentro de la Seguridad Social, o de las formas en la que pueden acceder al dinero del subsidio durante la etapa de incapacidad. Pero hay que tomar en cuenta que esto solo lo podrán obtener si están informadas adecuadamente, así como empoderadas. 

La siguiente información es de gran utilidad: 

Si estás pensando embarazarte o ya estas embarazada, es importante que transmitamos esta información ya que puedes atenderte en el IMSS o de manera particular, y de igual manera obtendrás el pago de tu subsidio ante el Instituto. Solo tendrás que acudir con tu médico familiar de la unidad médica del IMSS que te corresponda de acuerdo con tu domicilio, para obtener un certificado único de incapacidad de 84 días, que ampara tanto el periodo prenatal como el posnatal. 

Ahora bien, si decides atenderte ante el IMSS, obtendrás vigilancia prenatal y tu medico te indicará las fechas para tus citas. Por otra parte, si decides hacerlo con un médico externo deberás presentarte cualquier día dentro de la semana 34 de gestación con tu médico familiar (el del IMSS) donde se certificará tu embarazo y se expedirá tu certificado único de incapacidad por maternidad.

Los requisitos para obtener este beneficio son:

  • Identificación vigente o cédula profesional.
  • Documento oficial que muestre tu número de seguridad social.
  • Estudio de ultrasonido con una antigüedad no mayor a 5 semanas (solo si te estas atendiendo con un médico particular).

Todas sabemos lo necesario que es estar presente en los primeros meses de vida de nuestro bebé, etapa inigualable. En la actualidad podemos realizar ciertas maniobras que la ley nos permite y que pocas lo saben; dentro de esos beneficios se encuentra el poder intercambiar los tiempos de incapacidad y es que, en lugar de obtenerlos semanas antes del nacimiento, bien podemos transferirlas a la etapa posnatal y así poder pasar más tiempo con nuestro bebé.

Podrás transferir desde una semana hasta cuatro; lo que debes hacer es acudir con tu médico familiar en la semana 34 de gestación, presentar los documentos referidos junto con la solicitud de transferencia de descanso del periodo prenatal al posnatal debidamente requisitada, donde el patrón otorga el consentimiento a la transferencia. Esto aplicará para cualquiera de los dos supuestos, ya sea que te atiendas con un médico particular o directamente en el IMSS. La solicitud la puedes bajar directamente la página del IMSS.

Ser empresaria toda la vida no es una garantía, pero si algún día quieres obtener dinero para toda la vida, asegúrate de cotizar ante el IMSS bajo la modalidad de aseguramiento que mejor vaya con tu actividad del día a día.

Para mayor información visita: http://www.imss.gob.mx/maternidad/incapacidad

*Especialista en Seguridad Social. Instagram, Facebook y Twitter: Ecos Sociales 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s